Los que lo intentaron y no pudieron lograrlo

La afición del fútbol en Panamá tuvo que esperar 11 eliminatorias, 94 partidos oficiales, 8,460 minutos y 141 horas para clasificar al primer Mundial. En la década de los 30, en Panamá existía la Liga Nacional de Fútbol y fue uno de los motivos por los cuales fue invitado al primer Mundial realizado en el año 1930, a través del gobierno de Uruguay y no por parte de la FIFA, pero se declinó por razones económicas, debido a lo costoso del torneo. La primera clasificación llegó para el Mundial de Rusia 2018 logrando la hazaña de clasificar por la vía directa y no por repechaje.

Argentina 1978

Haciendo un recuento del camino hacia el primer mundial, la eliminatoria al Mundial en la que debutó una selección de Panamá fue en el año 1976 para el Mundial de Argentina 1978. Se empieza con el pie derecho al lograr victoria ante Costa Rica 3-2 en el Estadio Revolución (hoy Rommel Fernández)
con goles de “Cascarita” Tapia, “Muquita” Sánchez y Federico Ponce. Quedó en su grupo junto a Costa Rica, El Salvador, Guatemala, clasificaban los dos primeros equipos a la Hexagonal final de la Concacaf, que en ese entonces solo ofrecía un cupo a Argentina ‘78, las chances de clasificar eran remotas.

España 1982 y México 1986

En la década de los 80 el camino sería igual de difícil, en la eliminatoria hacia el Mundial de España 82 sería el debut en eliminatorias mundialistas de René Mendieta, en un grupo conformado por los países de la franja centroamericana sólo se pudo conseguir un empate como local 1-1 ante Costa Rica. Para la eliminatoria hacia el Mundial de México 1986 fue el debut de Armando Dely Valdés en eliminatorias mundialistas, se jugaría una ronda preliminar a partidos de ida y vuelta ante la selección de Honduras cayendo derrotados (0-3, 0-1).

Italia 1990

Empieza a generar interés en el país la selección de fútbol de Panamá al lograrse un empate 1-1 como visitante ante la selección de Costa Rica con gol de René Mendieta a pase de Rommel Fernández. La suerte estuvo de nuestro lado al Costa Rica errar un penal, eran pocas las expectativas que se tenían de lograr un resultado favorable fuera de casa y se consiguió. Fue el despertar de la afición que ante un resultado sorpresivo se volcó a abarrotar el Estadio Revolución en el juego de vuelta ante un lleno completo de más de 26000 aficionados en el Estadio Revolución cayendo derrotados 2-0.

Estados Unidos 1994

Nuevamente se jugarían partidos de ida y vuelta ante la selección de Costa Rica para la eliminatoria hacia el Mundial de Estados Unidos 1994. La selección de Panamá estaba compuesta por jugadores de gran trayectoria en el fútbol internacional encabezados por Rommel Fernández(Q.E.P.D) quien brillaba en el fútbol español, René Mendieta de conocido recorrido en México, los hermanos Dely Valdés quienes vieron acción juntos por primera vez en la cancha: Armando figura en el fútbol argentino, Julio y Jorge que jugaban en el Nacional de Uruguay. El poderío ofensivo era tal que sobraban delanteros de categoría razón por la cual apesar de ganar como locales 1-0 con gol de penal de René Mendieta, en el juego de vuelta ocurriría una estrepitosa goleada de 5-1 ante una polémica alineación. El Director Técnico uruguayo Gustavo de Simone no aprovechó una generación de lujo que vió jugar juntos a los mejores futbolistas panameños de la historia.

Francia 1998

La afición empezaba a vestirse de rojo siendo la primera vez que se superaba la primera ronda al derrotar a Belice (2-1, 4-1) siendo Julio Dely Valdés la gran figura de esa serie de partidos con 4 goles. En la ronda de grupos tocaría enfrentar a Canadá, El Salvador y Cuba siendo la cuota de gol Jorge Dely Valdés con 5 anotaciones que no fueron suficientes para avanzar a la siguiente ronda. En el segundo partido un 22 de septiembre de 1996, el primero como local, una inesperada y dolorosa derrota ante Cuba 3-1 en una tarde lluviosa dejaría de forma prematura con pocas opciones a los dirigidos por Cesar Maturana.

Corea del Sur – Japón 2002

Se consolida la marea roja, termino utilizado para identificar a la afición vestida de rojo cuando apoyaba a la selección de Panamá en los partidos de local. Se jugaría una ronda preliminar a partidos de ida y vuelta contra las selecciones de Nicaragua y Honduras. En el último partido un 21 de Mayo del año 2000, Panamá necesitaba ganarle por 4 goles a Nicaragua para clasificar a la siguiente ronda, se llegaba al medio tiempo y el partido 0 a 0. Se necesitaba anotar 4 goles en 45 minutos. Al grito unísono de la afición gritando ¡Sí se Puede! Julio Dely Valdés a los 51, Jorge Dely Valdés a los 69, Neftalí Díaz a los 71 y Roberto Brown a los 85 minutos le dio a Panamá el resultado que se esperaba.

En la siguiente ronda tocaría enfrentarse a Canadá, Trinidad y Tobago y el llamado grande del area de Concacaf México por primera vez en una eliminatoria al Mundial. El sueño mundialista se fue apagando al no conseguir los resultados esperados los dos primeros partidos como local ante México 1-0 y empatando ante Canadá 0-0, era tanta la expectativa que ambos encuentros presentaron un lleno completo en el Estadio Rommel Fernández. El resto de la eliminatoria fue para el olvido con derrotas fuera de casa, en el partido ante México en el Estadio Azteca René Mendieta seria de la partida cumpliendo así su sexta eliminatoria mundialista.

Alemania 2006

Se abre la eliminatoria a partidos de ida y vuelta ante Santa Lucía con victorias (4-0, 3-0) logrando el pase a la siguiente ronda. En ronda de grupos Estados Unidos, El Salvador y Jamaica serían los rivales. Un 4 de septiembre de visita en Jamaica se daría la primera victoria relevante de visitante en eliminatorias mundialistas, con goles de Roberto Brown de cabeza al minuto 3 y de Julio Dely Valdés con un gol casi de infarto en el minuto 90. Así, Panamá daba un paso importante para su clasificación a su primera hexagonal.

En el último partido, se necesitaba una victoria como local ante El Salvador, la tensión era grande pero Panamá hizo su parte y con goles de Roberto Brown, de penal, a los 4 minutos, Felipe Baloy, de cabeza a los 7 minutos, y José Garcés también de cabeza, a los 21, sentenciaron el partido. Todo el país estaba pendiente del resultado entre Jamaica y Estados Unidos que definía si Panamá clasificaba. Estados Unidos ganaba y Panamá clasificaba a su primera hexagonal final de Concacaf.

La clasificación a una hexagonal por primera vez generaba mucha expectativa en la afición, sin embargo, la falta de experiencia paso factura, dejando escapar puntos de visita en los últimos minutos y sólo se pudo conseguir 2 empates como local, en el primer partido ante Guatemala 0-0 y ante México 1-1 aquella memorable noche del 30 de marzo de 2005 cuando en el minuto 28 del segundo tiempo se veía difícil poder pasar la defensa mexicana, luego de un saque lateral y centro de Ricardo Phillips, Luis Tejada anota de chilena uno de los mejores goles de la historia del fútbol panameño.

Sudáfrica 2010

Una prematura eliminación haria retroceder lo que se había avanzado, en el partido de ida jugado en el Estadio Nacional Rod Carew ante las remodelaciones que se hacían en el Estadio Rommel Fernández se lograría una victoria por la mínima con gol de Luis Tejada. En el juego de vuelta el 22 de junio del 2008, sería uno de los días más funestos del fútbol panameño. Con una ventaja de 2-0 en el marcador global, con una generación muy talentosa encabezada por Blas Pérez y José Luis Garcés, Panamá dirigido por el brasileño nacionalizado costarricense Alexandre Guimaraes recibió 3 goles en 18 minutos por parte de El Salvador en el Estadio Cuscatlán. El sueño de clasificar a Sudáfrica 2010 se esfumó rápido.

Brasil 2014

Los hermanos Julio y Jorge Dely Valdés tomarian las riendas de la selección en busca de regresar a una hexagonal final. Tras haber superado la segunda ronda a la cual clasificó directamente, pasando por encima de Dominica y Nicaragua a finales del 2011. Panamá quedaría en el grupo C junto a Canadá, Honduras y Cuba en la tercera ronda de esta eliminatoria. Iniciando con una importante victoria de visita en Honduras 2-0 con doblete de Blas Pérez, se logra superar esta fase como segundos de grupo superados por Honduras y tan sólo 1 punto por encima de Canadá.

El regreso a una hexagonal final de Concacaf generó una gran expectativa en la afición que soñaba con lograr el pase al Mundial de Brasil 2014. Panamá abrió en casa ante Costa Rica dejando escapar dos puntos en un partido que controlaba 2-0 que los ticos increíblemente empataron el partido (2-2), salvando un punto para iniciar la Hexagonal. Tan sólo 1 victoria como local ante Honduras (2-0) y 5 empates de los cuales 3 fueron como local: Costa Rica(2-2), México (0-0), Jamaica (0-0) y 2 de visita: Jamaica(1-1) y Honduras (2-2) no serían suficientes para lograr un cupo en el Mundial, teniendo un doloroso deselance en el último partido enfrentando a un clasificado Estados Unidos un 15 de octubre del 2013. Había que vencer a Estados Unidos como local y  esperar que Costa Rica venciera a México para aspirar al repechaje contra Nueva Zelanda. Los ticos hacían su parte: vencían 2-1 a México, Panamá, por el mismo marcador, a los Estados Unidos con gol de Luis Tejada a pocos minutos para el final. Todo era felicidad, era un sueño hecho realidad, estábamos eliminando al ‘gigante de Concacaf’. Pero la ansiedad y la inexperiencia permitieron que Zusi y Johannsson hicieran dos goles en un minuto. Al final la derrota 3-2 dejó a todo un país lamentando ese maldito final, uno de los más dramáticos de las eliminatorias mundialistas.

En el camino al primer mundial hubo tropiezos y dolorosas derrotas fueron pocas las alegrías. Muchas generaciones de jugadores han pasado para por fin poner al fútbol de Panamá en la gran cita mundialista, el sueño de toda una afición que quiere ver en Rusia 2018 a una selección de Panamá competir con los mejores.

Ver también:
El gol que despertó a la afición
Panamá clasifica al Mundial de Rusia 2018



Booking.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *